lunes, 13 de enero de 2014

Fragas do Eume y Monasterio de Caaveiro

 "Es un lugar aislado en medio de un frondoso bosque , a 14 km de la 'civilización'. Zona de eremitas en la antigüedad, hay documentos del siglo IX en el cual S. Rosendo , el 'jefe de los eremitas' de la época funda una iglesia para que rezaran allí los que vivían en chozas y se alimentaban de hierbas y raíces". Esta descripción del monasterio de Caaveiro la encontré rebuscando por la red y nosotros aun sin ser eremitas ("del griego solitario" también conocidos como ermitaños) nos aventuramos a visitar esta zona donde el río Eume antes de desembocar se vuelve bravo y más en esta época invernal, los cañones que forma desde la bajada de la presa hacen que pasear por estos senderos se convierta en un ejercicio de concentración y superación que siempre merece la pena por los espectacular del paisaje. Después de dejar que el grupo de Laracha en duas rodas se alejara para su ruta en bicicleta de montaña, iniciamos nuestra excursión que a lo largo de 15 Km y bajo algún aguacero que convirtió los caminos en barrizales y las piedras en trampas resbaladizas, caminamos por uno y otro lado del río para al final juntarnos todos a comer y comentar las incidencias de un día de naturaleza y deporte con una excelente compañía.
Este es el reportaje fotográfico aunque esta vez por un problema con la cámara con muy poca calidad.
Monasterio de Caaveiro

Foto de grupo con los andarines y los bicicleteros

Empezamos la ruta y todos con buen humor

El grupo de caminantes delante del monasterio

Los senderos discurren por medio del bosque donde abundan carballos,y castaños 

Las cuestas muestran el esfuerzo

La gran cantidad de agua convierte los arroyos en una sucesión de cascadas que nos acompañarán en toda la ruta

Una panorámica nos muestra la espesura del bosque y las manchas de eucaliptos a los que se debería poner freno para que no invadan esta privilegiada zona de Coruña

Debido a las antiguas obras de una central hidroeléctrica podemos ver curiosas escaleras como esta cubierta de musgo


cascada al lado de los tubos de la antigua central


El sendero zigzaguea por el medio del bosque, con buenas pendientes en algunas zonas

Parada a reponer fuerzas, ahora empieza la zona más complicada de la ruta

El río Eume se ve muy abajo, lo que indica el desnivel que ya superamos


Mucho musgo en piedras y árboles por la elevada humedad del bosque, esto permitió que el incendio que sufrió esta zona hace 2 años no causara estragos irreparables

Algunas trepaducas 

Es frecuente ver árboles caidos a lo largo del sendero


La senda se estrecha y los desfiladeros hasta el río conviene no mirarlos

Llueve bastante pero venimos preparados para ello

Algunas zonas son delicadas por lo resbaladizo del terreno

El río ruge en el fondo y no me canso de hacerle fotos


El sendero tallado en las repisas de roca bordea el valle a media altura


Este es el sitio más complicado pero hay un cable quita miedos que nos ayuda a pasarlo (ver vídeo)
video

En algunos tramos hay que caminar por este murete de un antiguo canal, lo que te obliga a ir concentrado para no resbalar y tener un susto importante

Al chacianiego a veces también lo sacan en la foto

Cuchi Calleja y yo con el Eume de fondo

En la parte baja del río construyeron aliviaderos que hoy están desbordados

No se porque esta cascada salió con esta luz

Algunos de los múltiples puentes que jalonan el río y sus arroyos




Y por fin a recuperar fuerzas después de 5 horas de caminata